Los juveniles de Alberto Suárez repiten escenario, Santa Mariña, para disputar la quinta Jornada en la que reciben al Racing Club de Ferrol, el sábado 28 a las 17.00 horas.

Se suele decir que no hay dos sin tres, en este caso, no hablamos de victorias sino de sumas, por lo que el CD Choco Juvenil División de Honor llega con esta mentalidad positiva a la quinta jornada de la competición liguera, en la que recibe en Santa Mariña al Racing Club de Ferrol.

El día, el sábado 28 y la hora a las 17.00 de la tarde. Los de Alberto Suárez después de dos jornadas sumando, un empate y una victoria, la primera en la historia del club en esta categoría, llegan con mucha ilusión al partido de la semana. Cierto es que el comienzo no ha sido el mejor para los juveniles pero tal y como nos afirma Jorge Rojo, jugador con el que hablamos esta semana, “desde el principio de la temporada estamos mentalizados de lo complicado que es esta categoría por eso la afrontamos partido a partido”. Cautela se le llama, pero sobre todo perseverancia, y es que parece, veamos si el tiempo nos da la razón, que el partido disputado en Santiago de Compostela, en la que la victoria se le escapó en tiempo de descuento, contra el CD Conxo Santiago haya sido el punto de inflexión. Se lo preguntamos a Rojo quien opina que “podría decirse que sí”, reflexiona el jugador, “porque fue el primer partido en el que sumamos en Liga y el primero, también, en el que realmente jugamos a lo que nosotros queremos jugar; nos sentimos cómodos y jugamos bien. Al final fue una pena el empate pero si algo aprendimos ese día es que el partido no finaliza hasta que el árbitro pita el final, por lo que debemos mantener la tensión hasta el último momento”. Cierto es que el nivel que mostró el equipo en ese partido fue muy bueno como también es verdad que la sensación fue la de perder dos puntos, a pesar de que una suma siempre es positiva.

Al margen de los partidos jugados, centrémonos en el de esta jornada. El CD Choco recibe al RC de Ferrol que se posiciona en el 9º lugar de la tabla clasificatoria con 2 puntos cosechados de dos empates; eso sí, con un partido menos. Dos puntos también son los que lo separan del equipo choqueiro, séptimo en la clasificación.

El bloque ferrolano ya tiene experiencia en esta categoría, con ésta será lsutercera temporada consecutiva en División de Honor, y como ya se sabe, la experiencia es un grado y este detalle puede marcar la diferencia en esta categoría. Un equipo que además no es desconocido pues ambos clubs ya se enfrentaron en Liga Nacional temporadas atrás. Las estadísticas de dichos enfrentamientos hablan a favor de los ferrolanos pero como dice Rojo “además de estar para romperse, son datos en los que ni nos fijamos porque para nosotros cada partido es una final y siempre salimos a ganar porque los 3 puntos siempre son necesarios”.

Además Rojo afirma que independientemente de los rivales que tengas en frente, de los números, el historial o el lugar en la tabla clasificatoria “nunca te puedes relajar porque si algo sabemos es que nadie nos va a regalar nada”.

¿Y qué opina Jorge del rival? “El Racing Club de Ferrol es un equipo que juega muy directo, es un bloque muy físico al que hay que intentar minimizar sus virtudes para potenciar las nuestras”, por lo que para el jugador la clave del partido estará en “los pequeños detalles así que no podemos concederle nada, intentar evitar que generen muchas ocasiones de peligro y sobre todo, la clave está en nosotros mismos, en que seamos capaces de jugar a lo que queremos jugar”. El jugador está seguro que los 150 aficionados que hayan reservado asiento para disfrutar el encuentro de Santa Mariña verán un partido “de gran nivel, muy intenso”, y en el que, si algo está garantizado es que “cada uno de nosotros daremos todo de nosotros mismos” que siempre es un acercamiento a esos tres puntos tan ansiados.