A pesar de la victoria las sensaciones en el Cuerpo Técnico choqueiro son "agridulces"

Sensaciones agridulces son las que tengo porque no fuimos capaces de ser regulares durante todo el partido”; declaraba Alberto Suárez tras la victoria de su equipo ante el equipo Juvenil de Liga Nacional del Alondras CF a los que se enfrentaron en la tarde de ayer en Santa Mariña.

4- 2 fue el resultado final de un encuentro que los juveniles choqueiros empezaron mal. Los 30 primeros minutos inciales en los que no se encontraban a gusto en el campo cediendo el dominio al equipo rival. Tiempo suficente para que los Juveniles del Alondras harían el primer gol adquiriendo, además, ventaja en el marcador.

Minutos después empatarían los de Alberto Suárez tras un lanzamiento de falta directa de Hugo Vázquez, tanto que le supuso al equipo una bocanada de aire fresco, porque fue tras el empate cuando el partido se empezó a igualar.

Con el 1 a 1 llegaría el final de la primera parte y tras el tiempo de recreo ya se empezó a ver a un equipo más compacto y con iniciativa, cambiándose así el control y dominio del partido y del esférico a pro del equipo local. Un esfuerzo que pronto tendría su recompensa en forma de goles que llegaron muy pronto y desestabilizaron al equipo rival. Hugo Fariña, Manu y Edigar Mendez  fueron los artífices de los goles choqueiros.

Así las cosas, y a partir de entonces, el partido daría un nuevo giro que marcaría la tónica del encuentro hasta el final. El partido se vuelve muy bronco, con muchas faltas por parte del equipo visitante y consecuentemente con los parones de juego continuos. Aún así los choqueiros intentaban hacer su juego y fueron varias las ocasiones que tuvieron de hacer gol, aunque no fueron quienes de materializar.

En una acción de confusión en la que se creía haber parado el partido, los juveniles del Alondras subirían el segundo tanto a su cuenta y sin tiempo para más sonaría el pitido final con el resultado de 4 a 2.

Tenemos que seguir trabajando”, delcaraba el mister choqueiro y es que es momento de pulir detalles e ir probando cosas para saber como responde el equipo.

Ya queda menos para el comienzo liguero en lo que será el estreno del equipo choqueiro en la categoría de División de Honor, por eso Suárez sigue inmerso en la preparación de su equipo no sólo con los entrenamientos sino también con una serie de amistosos que, seguro, ayudarán a los jugadores a coger fondo.

De hecho, esta noche visitan San Campio, el campo del CD Pontellas a los que enfrentarán, en el que será su cuarto amistoso, a las 21.00 horas. Una prueba interesante para los juveniles pues se medirán con equipo de Tercera División.

Pero no es aquí donde acaba su semana y es que el sábado saltarán, de nuevo, al césped de Santa Mariña para jugar el amistoso contra el RC Celta de Liga Nacional, que había sido aplazado.

Agenda intensa para el equipo redondelano que paso a paso se hacen camino de cara a una temporada que se presenta ilusionante; la 20-21